domingo, 22 de enero de 2012

PIZZA DOMINGUERA (ponle lo que quieras)



Hoy os pongo una receta de las de aquí te pillo aquí te mato, la he hecho en un tris, entre lavadora y acostar a MiniM a dormir la siesta. No es una receta de las de hacer historia, pero te saca de un apuro un domingo perezoso, o una cena de esas en las que tus amiguetes vienen a ver el fútbol a casa.
La receta de masa de pizza, no tiene nada, lo único es amasar, y si como en mi caso tienes la Thermomix, entonces nada de nada, ¡no tienes excusa para no hacerla! Claro que sin TM también se puede hacer, hay batidoras que incluyen accesorios para amasar que facilitan mucho la tarea, tambien está el modo "tradicional" las manicas de toda la vida, que, aunque lleva algo más de tiempo, tiene su encanto.
Es verdad que hay que dejarla doblar su volumen, pero eso lo hace ella sola, ¡¡no cuesta trabajo!! Aprovecha ese ratito para hacer otra cosa, prepara los ingredientes que vas a poner encima, recoge lo que has ensuciado amasando, ...
Además se puede congelar, cruda o precocida (estiras la masa, la metes al horno unos 5 minutos y la congelas así, luego solo te quedará poner los ingredientes y hornear 15 minutos mås).
El TOPPING de hoy era un pelin pobre, he de confesar, otras veces le pongo foie gras, cebollica... Pero es que no me quedaba de nada en la despensa...
Al final el resultado no ha estado mal, una pizza artesana, rápida, rica y barata (importantísimo en los tiempos que corren).

PIZZA DOMINGUERA
INGREDIENTES
MASA
400g de harina de fuerza
200ml de agua templada
50 ml de aceite de oliva virgen extra
20g de levadura prensada o un sobre de levadura de panadero (Maizena)
Una cucharadita de sal

TOPPING
100ml de tomate frito (en mi caso casero)
250g de queso rallado (yo usé manchego y cadí rallados en TM 31)
6 lonchas de bacon
1 tarrina pequeña de queso fresco
Orégano

Con esta cantidad de masa tienes para cubrir una bandeja de horno entera o hacer dos pizzas medianas.
En un bol, pon el agua templada con el aceite de oliva y agrega la levadura desmenuzada. Mezcla bien.
Añade la harina y la sal y amasa todo junto hasta formar una bola.
Mete la masa en un bol y cubre con un film. Deja reposar en un lugar caldeado hasta que doble su volumen (una hora más o menos).
Pasado ese tiempo enciende el horno, precalienta a 200ºC.
Estira la masa con el rodillo (mejor si lo haces sobre un papel de hornear, así será más fácil transportarla a la bandeja y además ensuciarás menos) y déjala finita. Pásala a la rejilla del horno con papel y todo.
Introduce en el horno durante 5 minutos, así se hace un poquito y nos aseguramos de que no se queda cruda por debajo.
Sáca la masa del horno con la rejilla.
Extiende ahora el tomate y pon los ingredientes a tu gusto, repartidos por toda la masa. cubre con queso y espolvorea con orégano.
Introduce de nuevo la rejilla en el horno y cocina 15 minutos más. ¡Y ya esta lista!

1 comentario:

Comida Para Llevar dijo...

Me encanta la pizza! y ehecha en casa más todavía! Si es verdad que cuando no estás muy inspirada siempre queda bien.
Siempre tengo masa congelada!