domingo, 12 de febrero de 2012

PASTA CON POLLO STROGONOFF



Nuestra comida de hoy, tiene nombre ruso... La verdad, no sé qué quedará de Rusia en esta receta, espero que mucho, aunque supongo, que en origen, sería muy diferente.
He leído algo en internet, sobre de donde viene, su expansión... y miles de variaciones. La original es con ternera, pero la hay pollo, con verduras..., unos la hacen con nata, otros con crema agria, hay quien utiliza leche ideal... lo que no varía nunca son los champiñones y la cebolla.
Está muy rica, es una forma diferente de comer pasta. Es más, yo diría que el plato principal es el pollo en salsa y la pasta es la guarnición.

Para las que cocináis con antelación, se puede hacer el pollo, guardarlo(yo lo congelo en recipientes individuales para llevármelos al trabajo) y preparar la pasta en el último momento.
Bueno, ¡a ver que os parece!

PASTA CON POLLO STROGONOFF
INGREDIENTES (para 2 - 3 personas)

150g de pasta
1 pechuga de pollo fileteada
200g de champiñones
1 cebolla
1 cucharada de harina
1 cucharada de tomate frito
1 cucharadita de pimentón
1 chorrito de vino blanco
1 taza de nata
1 taza de caldo de pollo
Sal y pimienta
Aceite de oliva

¿CÓMO LO HAGO?

Pon agua a calentar para la pasta. Cuando rompa a hervir, añade sal, un chorrito de aceite de oliva, y la pasta. Haz la pasta durante el tiempo indicado en el paquete para déjarla al-dente (entera, no blanda, no hay nada peor que la pasta pasada de tiempo...)

Corta la pechuga en tiras finitas, filetea los champiñones y reserva.
Pica la cebolla muy finita y póchala en una sartén con un buen chorro de aceite de oliva. Cuando esté transparente, añade el pollo y sofríe todo junto unos minutos, hasta que el pollo esté hecho. Añade los champiñones, fileteados y sazona con sal y pimienta. Da unas vueltas a todo, unos minutos más. Pon ahora la cucharada de tomate frito y mezcla. Espolvorea con la harina y el pimentón y sofríe un minuto, así cocinas la harina un poco y haces que no deje sabor (¡ojo! no mucho tiempo, que el pimentón si se quema, amarga).

A continuación, agrega el chorrico de vino blanco, remueve y deja un minuto que se evapore el alcohol antes de añadir más ingredientes. Le toca el turno a la nata, añádela y mezcla, deja reducir unos 2-3 minutos. Al hervir, verás que la salsa comienza a espesar. Agrega ahora el caldo de pollo. (Yo tengo siempre caldo congelado, porque a MiniM le encanta la sopa, pero si tú no tienes, siempre puedes utilizar el que venden en el súper, en brick o en cubitos.)
Cocina todo junto, unos minutos más, hasta que se haga una salsa cremosa.

Sirve el pollo, acompañado de la pasta. Y ¡listo! ¡A disfrutar!

3 comentarios:

Comida Para Llevar dijo...

Muy buena la combinación! Nunca he hecho el strogonof, me quedo la receta a ver si me animo

Ague dijo...

Pruebala, está buenísimo, y es diferente.

Mara dijo...

Tiene muy buena pinta, un dia de estos la hago. Un beso